Etiqueta: Amanda Rosa Pérez Morales

El aplauso chino que no es chino - Amanda Rosa Pérez Morales

El aplauso chino que no es chino

El aplauso no es un (auto)reconocimiento. Es la ocultación del miedo, la manifestación de la hipocresía y un profundo sentimiento de lástima. Todo junto en un mismo paquete, en un mismo aplauso. Aparte, es ruidoso y de mal gusto. Me gusta más el aplauso chino que no es chino, o el aplauso para sordos. Pero no soy sorda y tampoco china.

Cuatro millones de ojos mirándote - Amanda Rosa Pérez Morales

Cuatro millones de ojos mirándote

Mi problema con la alteración, creo yo, deviene de mi problema con la temporalidad. En un nivel uno, comienzo a mezclar los eventos reales y los imaginados. En un nivel dos, comienzo a dar prioridad al tiempo imaginal. En un nivel tres, la temporalidad imaginal comienza a afectarme más que la real.

¿Qué haría Schopenhauer si viviera en un goshiwon? - Amanda Rosa Pérez Morales

¿Qué haría Schopenhauer si viviera en un goshiwon?

He estado viendo un programa en YouTube llamado Architectural Digest, que trata sobre home tours por casas de famosos. Dita Von Teese, Tommy Hilfiger, Cara Delevingne, Liv Tyler, Maluma… El Schopenhauer que todos llevamos dentro se me disparó. Cada cosa que he obtenido en la vida dejó de significar algo después de ver esas casas.

King Bar - Jesús Jank Curbelo

King Bar

En mi cerebro había una piñata que soltó el fondo. Lo que quedó fue nada. Pero bueno, las niñas recogieron caramelos y me sentí bien. Ella estaba allá abajo, con un hilo en la mano y un gorrito. Haló poco a poco y cuando se abrió la tapa estaban todas desprevenidas. Cogió las neuronas, dejó la masa. Ahí vacía, para que revolvieran.

No molesten - Amanda Rosa Pérez Morales

No molesten

Les voy a decir lo que pienso: la gente se cree que con esto del confinamiento vamos a alcanzar la paz interior. La gente se cree que, a pesar de la precariedad económica que se avecina, una parte de nosotros se va reconstruir, va a entender el sentido de la soledad y nos reconciliaremos con espacios que antes significaban solamente descanso y enajenación.