Ablandar una lengua

Las habilidades electivas

“Y decidí no solo planificar todo lo referente al dinero, sino también la destrucción física del tiempo”. El horario, según Mandelstam, era el siguiente:

7:30                              Levantarse 
7:30-8:30                     vestirse            estar furioso
8:30-14:00                   del oficio fatal
14:00-16:00     al entreacto
16:00-20:00     esquivo            con odio visceral
20:00-20:30     odiar-lo vivo
20:30-22:00     ir al mandato diestro
22:00-23:00     y a la cama 
23:00-24:00     rabioso 

y así también, al día siguiente,

7:30                              Levantarse
                                     vestirse…

“Esto es delirio enfermizo de estadísticas, síntomas de una obsesión neurótica de vida-en-el-deber, que suscitaría la fatiga ideológica del individuo”.

¿Pero qué es la experiencia sino la capacidad de volver, otra vez, al mismo punto?


***


Idea escandina del proyecto

El pensa      miento
                                    no
de      lo que 
un clásico      ser      ía
si la      american air
tu      viera
                        cir
culación
turba      mi sueño
&

turba      mi sueño
el al      ma
(tré
mula &      so      la )
sin tricornio      &
                                 sin
pensión
en una      ha      maca
vieja
de      ce
                        mento!


***


La civil intervención

Si es cierto 
que no estamos 
más que 
a la entrada
(y no hay 
más entrada que 
la salida)
entonces
qué hago aquí
donde 
nada compongo 
ni proyecto
ni mi torpe lenguaje 
participa
de una idea
que
nunca
dije
yo.


***


Idea del proyecto escandino

El
no
de      lo que
un                   ser
si          american
tu
                      sueño
&

                mi
             ma
                            la
pensión
en
          ce


***


Dos setenta

Cinco 
chorizos 
una lata 
de leche 

un kilo 
de harina 
fue cuanto 
la familia 
obsequió 
como lote 
de compras. 
Suponemos 
que una
operación 
(en extremo) 
ventajosa 
con respecto 
al gasto 
público
del 
dinero.


***


Kurt Vonnegut today

jamón serrano
o de parma
2 huevos para tortilla
queso blanco conservado
queso compacto—
etc.
mozzarella (quizás)
ajíes
cebolla gruesa
tostadas
pan de centeno—
etc.
café serrano
lavazza
brioche 
(o bien
panettone
)
leche entera
mantequilla—
etc.
spremuta d’aracia
cuor di mela (two packs)
frutas (de primer 
orden)
mermeladas
jalea—
etc. etc. 
etc.

(Paréntesis:

solo en telenovelas, donde a menudo existe algún proyecto libre, se visiona otra cosa de estos actos: una experiencia fuerte. Hay allí otra prolongación de la realidad, apenas entrevista por nosotros. Entonces te lo dije: había algo, apenas entrevisto por nosotros…
 
y aquí está.)


***


El sujeto crítico

—Ese es el sujeto que necesitamos: el sujeto crítico.


Puño
o
mordaza:         (otro buche 

más
 otro buche 
 de sangre
en la 
ecuación):

no discute no inquiere no habla en cualquier parte cualquiera sea el menú de la conversación sabe más de lo mismo sin motivo se conduce discreto comedido obediente camina todo el tiempo con la cabeza baja y baja también la voz en las gradas vacías marcha codo con codo donde hay sombra entona en dos por cuatro el himno nacional suelta a regañadientes la letrilla ideológica de turno tiene su parentesco pero no lo pronuncia también tiene opinión y no la dice es el perfecto cándido es el bufón rastrero de los alrededores sabe más de lo otro sin modificación se mira se contempla sosegado a resguardo mientras no diga nada que lo acuse prefiere mutilarse antes que ser audaz vive en el lado opuesto a sitio-gallardía no quiere ser un héroe nada tiene que ver con decisión es solo una cabeza que padece de abulias la épica le causa náuseas caliginosas enseña a su familia a no ser el primero pero tampoco el último maneja con cuidado cada sílaba abierta se guarda las cerradas para cierta ocasión es el no no sí sí de los ordenamientos es el gran degollado el gran malabarista el policía sin serlo de las observaciones lo quieren/necesitan ministros y asesores lo necesitan/quieren los que saben hablar pero en voz alta se inclina retrocede sonríe abre la boca y pronuncia su sí claro que sí por supuesto que sí y grazna su optimismo reluciente y mueve el maslo de cerdo sometido y actúa siempre bien según medida como piden que sea la representación porque no se perturba no se extraña no siente y no tiene sobre todo

nada 
que responder. 

Es cierto señor Márai: un tipo sin preguntas nunca será un sujeto acusador.


***


Un momento después de la desidia:
El Gran Aburrimiento

Punto: 
y se acumula
el cansancio de la escena:

“hombre solo vale menos 
que perro en la colina”—

— ¿Tienes cómo medirlo 
exactamente?

Punto   :
y se acumula
el cansancio de la escena:

“hombre solo vale menos 
que perro en la colina”—

            (A medianoche
            con el aire evidente
            de lo mismo
            atravesar la calle
            subir las escaleras
            y empujar.)

Ah, sí.
En el día
del Gran Aburrimiento
(a la hora
del 
degüello
en la que 
no 
llegaste)
todo
lo que hice
fue 
pasar
por ese sitio 
donde
SE LIMPIAN
CALIBRAN
COMPRUEBAN
BUJÍAS—



* Selección del libro Ablandar una lengua, de Javier L. Mora, poemario ganador del Premio de Poesía Editorial Hypermedia 2019




Miami Century Fox - Legna Rodríguez Iglesias

Miami Century Fox

Legna Rodríguez Iglesias

Los poemas reunidos aquí, en conjunto o separados, / están siendo escritos con la esperanza de algo. / Volver a ver a alguien, tal vez. / Volver a verlos a todos. / Personas con las que sueño a diario, / y en esos sueños las organizo y escondo, / si no las muerdo.


Sin comentarios aún

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.