Hypermedia Interroga (XI)

¿Cuáles son los mejores libros cubanos del 2019?

¿En qué lista aparecen?

¿Quién los publicó?

¿Quién los leyó?

¿Por qué se habla tanto de arte y de artistas independientes en Cuba —con sus coloquios, sus conversatorios, sus cónclaves y sus conmociones— y no de escritores independientes, de “literatura independiente”?

¿Será que, como la tostada con mantequilla, hay algo ahí que cae siempre por el lado donde está el dinero?

¿La escena artística independiente en Cuba —tal vez la única que existe— podría financiar una escena editorial independiente en Cuba?

¿Y por qué habría de hacerlo? O mejor dicho: ¿para quién? 

¿Para quiénes?

Por cierto, ¿qué fue de Duvier del Dago, el artista que movía los hilos?

Los escritores latinoamericanos que viven y escriben en sus países y no en Madrid o Barcelona o en metrópolis como Buenos Aires o el D.F., o incluso Nueva York, ¿no son, cada vez más, un poquito menos latinoamericanos?

¿Y eso es bueno o es malo?

¿Y cuántos stand-up de comedia hay ya disponibles en Netflix?

¿Se puede hacer un ranking? ¿Un pound for pound, como en la UFC?

¿Ya se puede decir que son los stand up comedians —mayormente norteamericanos— los únicos que pueden decir lo que nadie más puede decir? ¿Hay Mixed Martial Arts de la corrección política?

Y eso que cuenta Slavoj Žižek en Mis chistes, mi filosofía sobre los regímenes comunistas de Europa del Este y la existencia de un departamento de la policía secreta cuya función era “inventar y poner en circulación chistes políticos contra el régimen y sus representantes, pues eran conscientes de la positiva función estabilizadora de los chistes (los chistes políticos le proporcionan a la gente corriente una manera fácil y tolerable de desahogarse, de mitigar sus frustraciones)”, ¿aplica también para Cuba?

Visto así, ¿el Centro Promotor del Humor —y Pánfilo y compañía— sería la institución acreditada para “refrescar” de la frustración nacional?

¿Podría decirse que un chiste de Ricky Gervais —“Un cristiano fundamentalista y creacionista ama a Dios y a los fetos. Ama a los fetos desde la concepción… hasta que se hacen gays”— describe a la perfección el fundamentalismo evangélico cubano?

Juntar la palabra “fundamentalismo” y la palabra “cubano” en una misma expresión, ¿no es ya too much?

La primera mujer presidenta de Cuba (porque más tarde o más temprano habrá una mujer en la presidencia de Cuba, folks), ¿tendrá pesadillas en las que se aparecerá Lis Cuesta Peraza?

(Continuará…)




Hypermedia Interroga X

Hypermedia Interroga (X)

Hypermedia

¿Por qué no se ha tomado ya la decisión de clausurar las editoriales estatales cubanas que publican literatura cubana contemporánea? ¿No representaría un ahorro para el Estado? ¿Por qué seguir botando así el dinero? En serio, ¿qué está esperando Miguel Díaz-Canel?


1 Comentario
  1. Al menos las primeras preguntas, hace años que me las hago cada día, más de una vez al día. Los cubanos de adentro estamos al tanto de lo último en música, en cine, series de TV, lo último en artes escénicas —al menos los que viven en La Habana—. Todo se piratea o está disponible a muy bajos precios, en el caso de las artes escénicas. Todo: catálogos de pintores, películas del mundo entero, música de todo tipo. Todo, menos la Literatura. Los libros, lo último que se ha publicado, es la única rama del mundillo cultural que no está disponible en ningún Pakete semanal, al alcance del cubano de a pie. Los escritores exiliados, si no te conocen personalmente, va y te hacen llegar la versión Samizdat en PDF de su obra, a través de un email. No existe el Samizdat para nosotros, los come panes viejos de a peso. Y en cuanto a lo que se publica dentro de Cuba es como un wiski que pasa por tantos pero tantos filtros, que cuando se aprueba, lo que contiene la botella, es agua pura y destilada. No emborracha, no excita, no nada de nada de nada. Cien o doscientos ejemplares por cada edición que no sea de interés político e ideológico: mentira el número con la tirada que aparece en el dorso.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.